La entrevista de trabajo resulta vital para tener al candidato ideal dentro de tu organización.

Hoy en día se ha comprendido que un buen proceso de selección del talento humano puede incidir de forma significativa en la productividad y rentabilidad de la organización, debido a que mayor sea la adaptabilidad o correspondencia entre el candidato y los valores de la organización mayor será la motivación y compromiso de este nuevo trabajador para generar mayores aportes, cobrando gran relevancia la gestión del talento humano para alcanzar las metas.

Cuando no somos parte del área de Recursos Humanos y nos asignan la realización de una entrevista para participar en el proceso de selección de personal podemos sentirnos bastante abrumados sin saber por donde iniciar o que preguntas podrían darnos información relevante para discriminar quién es esa persona ideal para el cargo.

Por esto deseamos dejarte una guía sencilla sobre los aspectos que debes tomar en cuenta cuando te toca esta labor que puede ser una experiencia bastante interesante, que te permitirá conocer particularidades de otras personas y nutrirte con la forma en que se hacen las cosas en otras organizaciones u otros departamentos. Con esto nos referimos a que el candidato puede provenir de dentro de la organización o externa a ella, situación última en la que debemos ser mas acuciosos en ese conocer al candidato pues no tenemos ninguna referencia de su comportamiento laboral.

A continuación te describimos cómo es el proceso de preparación para que puedas seguirlo paso a paso

1. Planificación

Lo primero que debes hacer es solicitar el perfil deseado para el cargo o descripción de cargo ante el área de RRHH, ya que esto te permitirá revisar las características deseadas en la persona que ocupe la vacante, el nivel educativo y formación buscada, las actividades que debe realizar, así como las relaciones que deberá tener con otras áreas y el impacto que tendrá para la organización.

Cómo planificar una entrevista de trabajo.

Primer paso: Planificar.

Puede ocurrir que te encuentres en una organización que no cuenta con esta información, pero no te angusties que esto no te limitara a realizar una excelente entrevista. En este caso es importante que definas con antelación los siguientes aspectos:

1. Cuál es el objetivo del cargo
2. Cuáles son las tareas o responsabilidades más importantes de ese cargo
3. El impacto que tienen las decisiones de la persona que lo ocupen en el resultado de la unidad

Pensar cuál es el objetivo del cargo te va ayudar orientarte en cuanto al tipo de experiencia que buscas en esa persona que va a ocupar el cargo. Las tareas o responsabilidades, estarán estrechamente ligadas a la formación y conocimientos con los que cuenta, lo cual engloba en primera instancia el chequeo del nivel educativo con el que cuenta, cursos, talleres y cualquier formación acreditada; y luego verificar los conocimientos que se desprenden de esta formación así como aquellos que pueden haber sido adquiridos de forma autodidacta o por otras vías menos formales

En cuanto a su impacto, deberás tener en cuenta que a medida que ese cargo tenga mayor incidencia sobre los resultados deberás exigir mayor experiencia y formación académica que le permitan tomar una decisión mucho más ajustadas a lo esperado.

Una vez que ya tienes una idea clara de lo que se exige para el cargo y hacia dónde orientar tu atención, puedes proceder a revisar la hoja curricular de los candidatos, verificando su formación académica, conocimientos colocados y experiencia laboral, con el fin de hacerte una idea previa de la persona que conocerás y constatar que por lo menos en papel se ajuste a lo que la organización requiere.

Lo siguiente es verificar que cuentas con un espacio adecuado y tranquilo, donde no se produzcan interrupciones frecuentes, ya que debes mantener tu atención enfocada para captar toda la información verbal y no verbal que te esta dando ese candidato que tienes frente a ti. Además debes hacerle sentir que respetas y valoras el tiempo y la información que te está suministrando.

Otro punto esencial es tener de antemano un guión de entrevista preparado que abarque todos los aspectos relevantes que ya tienes establecidos de acuerdo al cargo, tanto los personales o soft, como los aspectos mas formales y técnicos. Resulta útil hacer énfasis en elementos de personalidad, definidos previamente como requerimiento del cargo, porque el sujeto ingresa a un equipo de trabajo ya conformado, donde deberá adaptarse para garantizar una fluida comunicación, colaboración y ambiente agradable. Estos elementos tienen gran incidencia en su motivación y por lo tanto en su productividad. Algunos expertos en el tema comentan que el seleccionar el talento de éxito es aquel que además de tener los conocimientos sepa ser y hacer.
Esta información debe ser complementada con algunas preguntas que constatan conocimientos técnicos específicos para ese determinado cargo, área u organización, por lo que deberás redactar de antemano algunas preguntas claves en esta búsqueda.

Cómo hacer una entrevista de trabajo.

Segundo paso: Ejecución.

2. Ejecución: ¿cómo hacer una entrevista de trabajo?.

Tienes al candidato frente a ti, y es necesario crear un ambiente de simpatía y cordialidad para que se sienta cómodo y brinde mayor información. Puedes iniciar la entrevista realizando algunas preguntas cordiales tales como si tuvo alguna dificultad para llegar, etc.

Debes estar atento a los detalles que puedas apreciar en cada candidato observando de entrada aspectos generales como vestimenta, puntualidad, forma de presentarse y dirigirse a ti como entrevistador y representante de la Organización, entre otros. Debe haber una congruencia general entre lo que expresa, su comportamiento y gesticulación y el aspecto general con el que se presenta.

En caso de notar alguna incongruencia siéntete libre de indagar sobre ese aspecto en particular, cuidando no ser incisivo o agresivo cuando no estemos conforme con alguna respuesta dada. El clima de cordialidad debe prevalecer, ya que reiteramos, esto permitirá que el sujeto se relaje y se pueda obtener mayor información. En líneas generales, trata de apegarte al guión de entrevista preestablecido, pues este te brindará una estructura que te permitirá llevar un hilo coherente de exploración y no dejar detalles por fuera.

Cómo cerrar una entrevista de trabajo.

Tercer paso: Cierre

3. Cierre

Trata en todo momento de dejar una sensación de bienestar en el candidato para tener un cierre armonioso, pues todos en algún momento estaremos en esa posición. Al finalizar da oportunidad al candidato de realizar preguntas y trata de responder lo más sinceramente posible sin atentar las políticas de confidencialidad de la organización.
Durante la entrevista anota solo lo que el sujeto pueda ver, y cuando se retire puedes añadir aquellos comentarios e impresiones más confidenciales. Trata de hacer tus anotaciones antes de entrevistar al siguiente candidato pues podría generarse luego confusión al recordar que dijo cada uno.

A veces, es posible que por la premura de la búsqueda se le informe de forma inmediata a los candidatos idóneos que han pasado a la siguiente fase y se les ofrezca de una vez el paquete salarial o se envíe al departamento de recursos humanos para que sea esta área quien realice la propuesta. Lo importante es que se tengan preestablecidas las normas y pasos a seguir con los candidatos que resulten compatibles con el cargo y que de esta forma se evite dar una imagen de desorganización ante el candidato.

Esperamos que esta corta guía te sea de utilidad y saques el mayor provecho a cada entrevista que realices.